País

Barranquilla ejemplo firme de cómo se debe hacer una protesta

Los universitarios Barranquilla el pasado jueves 31 de Octubre, mientras muchos celebraban o se preparaban para la aclamada y mundialmente famosa fiesta de las brujitas, adoptada con el nombre de «Hallowen». Ellos (Universitarios de UniAtlantico) se organizaban en millares pero no para festejar ningún tipo de fiesta mundana ni nada que se le parezca, si no con un firme objetivo protestar por sus derechos, cómo universitarios y con los debidos controles; en un mundo muy cercano al Bogotano y al colombiano pero a años luz del mismo , por la forma tan activa y pacífica en que lo hicieron ( entiéndase de forma pacífica no pasiva ), sin necesidad de recurrir al daño público para hacerse sentir, y sin dejar que vándalos y personas extrañas se infiltraran en sus terrenos para causar la destrucción , como si lamentablemente ha sucedido en el último mes en Bogotá.

Quizás la clave de todo este en el diálogo, buena comunicación y la organización.

Esa misma noche en Bogotá una caravana de motos con conductores y acompañantes enmascarados y carapintados causaron el caos en gran parte de Bogotá celebrando el «Hallowen».

Imágenes que contrastan siempre que existe una protesta en la capital del país, hay ataques a locales comerciales y monumento, incendios provocados por lanzamiento de pequeños artefactos explosivos y la combinación de otros elementos, a diferencia de Barranquilla donde no hubo un solo problema el pasado jueves.

Los universitarios Barranquilla el pasado jueves 31 de Octubre, mientras muchos celebraban o se preparaban para la aclamada y mundialmente famosa fiesta de las brujitas, adoptada con el nombre de "Hallowen". Ellos (Universitarios de UniAtlantico) se organizaban en millares pero no para festejar ningún tipo de fiesta mundana ni nada que se le parezca, si no con un firme objetivo protestar por sus derechos, cómo universitarios y con los debidos controles; en un mundo muy cercano al Bogotano y al colombiano pero a años luz del mismo , por la forma tan activa y pacífica en que lo hicieron ( entiéndase de forma pacífica no pasiva ), sin necesidad de recurrir al daño público para hacerse sentir, y sin dejar que vándalos y personas extrañas se infiltraran en sus terrenos para causar la destrucción , como si lamentablemente ha sucedido en el último mes en Bogotá
Foto: El Espectador

Donde cerca de 6.000 estudiantes consiguiendo la renuncia del rector de la U del Atlántico, el Sr Carlos Prasca, y lo mejor de todo no tuvieron la tediosa necesidad de enfrentar al ESMAD de la policía.

Las claves del éxito en Barranquilla

Antes de empezar a marchar y protestar sanamente, los líderes universitarios se reunieron con la policía y llegaron a dos acuerdos:

No al ESMAD, si a la presencia y vigilancia constante de la policía nacional, dejando claro los horarios y los espacios públicos a utilizar. Ambas partes cumplieron con lo acordado y el resultado fue más que positivo , ni una sola víctima , ni un solo atentado en contra de los bienes públicos, ni de personas ni de ninguna clase de objetos ni elementos, simplemente se protesto y nada más.

Ojalá tomen a Barranquilla como un punto de referencia de cómo se deben hacer las cosas y que estás conducta de esos 6 mil jóvenes sea el claro ejemplo de hoy en adelante de cómo se debe marchar y protestar cuando se exige algo y que no solo el ejemplo sea tomando para otros gremios o grupos de Barranquilla o de la costa , si no de Colombia en general.

No es necesaria una ley , solo basta entablar las pautas y comprometerse en ejecutarlas y llevarlas a la acción , la comunicación y coordinación fueron claves en Barranquilla.

Será que otras ciudades pueden imitar el comportamiento de Barranquilla?.

Por todos los argumentos anteriores, Soy Barranquillero le da un 10.5 a los chicos de la U del Atlántico y que se vengan cosas mejores para Barranquilla.

Si a la educación
Si a las protestas sanas y que viva
Barranquilla.

Osvaldo Amarís Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
Osvaldo Amarís Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR