Una mujer y su amante en Santa Marta decidieron tirarse una canita al aire y planearon juntos escaparse un rato y pensaron en hospedarse en un hotel, pero por sus mentes nunca imaginaron que la cita se les convertiría en una pesadilla al pedir un Indriver.

Mujer y su amante pidieron Indriver para ir a un hotel y el conductor era su esposo

Una mujer y su amante en Santa Marta decidieron tirarse una canita al aire y planearon juntos escaparse un rato y pensaron en hospedarse en un hotel, pero por sus mentes nunca imaginaron que la cita se les convertiría en una pesadilla al pedir un Indriver.

La mujer fue identificada como Yeimy Marcela Díaz, la cual tenía un romance con, Jesús Barrios, un barranquillero con quien llevaba saliendo hace más de un año.

Según se conoció, Jesús no contaba con mucho dinero para disfrutar al máximo, pero pensó en llevar a la mujer a un hotel barato para economizar, el joven investigó por medio de internet cuales eran los mejores precios de habitación de hotel y acordó con Yeimy ir a uno de los hoteles.

Una mujer y su amante en Santa Marta decidieron tirarse una canita al aire y planearon juntos escaparse un rato y pensaron en hospedarse en un hotel, pero por sus mentes nunca imaginaron que la cita se les convertiría en una pesadilla al pedir un Indriver.
Indriver. Foto: static3

Como no tenían un medio de transporte para movilizarse libremente, solicitaron en Indriver un servicio para llegar lo más rápido posible al hotel. Luego de esperar por unos minutos el servicio llegó al lugar de dónde fue solicitado.

El conductor de Indriver

“La pareja de enamorados” nunca jamás llegó a imaginar que el chofer que los llevaría al hotel era Leonardo, el esposo de la infiel mujer.

El esposo de la infiel mujer conocía al dueño del carro, el cual le pidió el favor que lo ayudara para completar una plata que necesitaba para los gastos del mes, el hombre acepto ayudar a su amigo y le prestó el vehículo para que se rebuscara manejando en Indriver.

En cuanto Leonardo llegó donde se había solicitado el servicio, la pareja de amantes se subió al vehículo y por medio del retrovisor vio a su esposa. De inmediato los infieles se salieron del automotor, y se armó el escándalo en plena calle. La vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida y al final esta parejita perdió la mejor oferta para reservar un hotel.

Soy Barranquillero Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
Soy Barranquillero Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.
Latest Posts