Las niñas Kilery Ibarra Salazar y Antonella Sánchez Salazar de 9 y 4 años respectivamente, no pudieron salir con vida de un atroz incendio que acabó con todo lo que tenían su familia en su humilde vivienda localizada en el barrio San Luis de Barranquilla en la madrugada del día de ayer martes.

El calvario que vive la familia de las niñas que fallecieron incineradas

Las niñas Kilery Ibarra Salazar y Antonella Sánchez Salazar de 9 y 4 años respectivamente, no pudieron salir con vida de un atroz incendio que acabó con todo lo que tenían su familia en su humilde vivienda localizada en el barrio San Luis de Barranquilla en la madrugada del día de ayer martes.

Las niñas Kilery Ibarra Salazar y Antonella Sánchez Salazar de 9 y 4 años respectivamente, no pudieron salir con vida de un atroz incendio que acabó con todo lo que tenían sus padres en su humilde vivienda localizada en el barrio San Luis de Barranquilla en la madrugada del día de ayer martes.
Habitación donde se encontraban las niñas totalmente quemada. Foto: El Heraldo

El lamentable incendio inicio pasadas las 12 y 30 de la noche, en la vivienda ubicada en la Carrera 2 c Con la Calle 92.

Según informó el departamento de policía, en el interior de la casa toda la familia ya se encontraba durmiendo y fue sorprendida por las llamás. José Sánchez es el nombre del ciudadano venezolano y padre de una de las menores fallecidas la madrugada anterior, el señor sufrió quemaduras al intentar rescatar a sus hijos y a su pareja que estaban afectados por la inhalación del humo.

Gracias a Dios su esposa Julieth y su bebé recién nacido de solo un mes, pudieron salir ilesos de la ya consumida casa por las llamas. Sin embargo las menores no corrieron con la misma suerte de su hermanito en la conflagración y el resto de su familia.

Luego de apagado y controlado el incendio por parte del cuerpo de bomberos del Atlántico, las dos niñas fueron encontradas calcinadas en el interior de la casa. Los padres y el menor fueron trasladados de emergencia a la clínica San Ignacio, donde aún permanecen, El bebé y la madre se encuentran fuera de peligro.

Una nueva vida desde cero

La pareja conformada por Julieth Colombiana y José ciudadano del vecino país de Venezuela, residían en Colombia desde hace aproximadamente 8 meses, donde además nació el menor que pudieron salvar de las llamas.
Ellos emigraron a Colombia buscando mejor suerte y oportunidades y se lograron establecer con sus tres hijos, lo que nunca imaginaron es el destino fatal que les depararía en Colombia.

Te puede interesar también: La macabra historia de la Universidad que le daba «tranca» a los indigentes

Lo positivo del caso es la nueva vida que apenas empieza, el recién nacido que logró resistir el intenso humo y las fuertes llamas del incendio, a pesar de haber sufrido la pérdida de sus dos hijas Julieth quién vivió en Venezuela por muchos años, cree que debe luchar porque Dios le dejo con vida a su hijo menor, la joven recibe tratamiento psicológico y Psiquiátrico en la unidad hospitalaria; mientras su marido se recupera de quemaduras en sus brazos cuando en su intento desesperado de sacar a las niñas sufrió fuertes quemaduras, pero lo que más le preocupa a la pareja de esposos es el lugar donde van a vivir y lo necesario para sobrevivir, más con un niño a cuestas recién nacido que necesita de ropa, alimentos, techo, un hogar donde vivir, mucho cuidado y protección.

SB le hace seguimiento a este caso, a Julieth y José, le decimos que Dios aprieta pero nunca ahorca y animo que pa’ lante es pa allá.

 

Por Haner Solano Anaya

Redacción SB Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
Redacción SB Editor
Sorry! The Author has not filled his profile.