Barranquilla

Como detectar a una MUELERA en Barranquilla y en la costa

Muelera: dícese de aquella mujer que nunca gasta un solo peso en ninguna de las salidas que hace con el “marrano” con el que sale a divertirse, comer y rumbear.  Según dicen los expertos, en Colombia hay muchas, pero parece ser que en “Barranquilla está la raíz de la mata”.

Estos personajes en algunas ocasiones trabajan, pero todo el sueldo es única y exclusivamente para ella, porque en su mente tienen la idea de que solamente los hombres se deben encargar de todos los gastos y deberes. Con la ayuda de algunos caballeros que han caído en las garras de una muelera profesional, pondremos al descubierto sus expresiones y gestos para identificarlas.

Insinúa invitaciones y se ‘lanza con toda en plancha’

‘Ay mi amor, tenemos rato que no vamos a comer a Mr Full, ¿qué tal si vamos hoy sábado? Rico y después vemos que hacemos. Tu qué dices?’. El enamorado, con cara de ternero degollado, dice que sí, que va pa esa, tras consultar su billetera. ‘Toca’, dice mentalmente.

Las mueleras en Barranquilla solo compran ropa exclusiva y costosa de Studio F, Hermès, Chanel, Vuitton, Ferragamo, Versace, Prada, Fendi, Giorgio Armani y Ermenegildo Zegna
Foto de Ilustración

Las mueleras de Barranquilla

Nunca paga, nunca invita

Cuando llega el mesero con la cuenta, le empieza a meter conversación al hombre, se pone a mirar el celular o dice que va al baño, se toma su tiempo y no sale hasta que ya todo haya sido cancelado en la caja registradora.

Es demasiado curiosa por la situación financiera del hombre

Sin darte cuenta, la muelera empieza hacerte inteligencia para ver cómo están tus finanzas, te hace algunas preguntas como: ¿Con quién vives? ¿En qué trabajas? ¿Qué puesto tienes en la empresa? ¿Qué celular usas? ¿Qué te gusta comer? ¿Te gusta viajar? ¿Tienes carro? ¿Qué marca de carro tienes? Son cosas que te pueden preguntar para sacarte toda esa información valiosa. No te sorprendas si algunas te tiran el lance de una, de salida, sin vaselina y te pregunten cuánto ganas al mensualmente.

Mujeres físicamente atractivas

Estas chicas siempre tienen que verse súper hermosas para atraer a los “marranos” para que se gasten todo el billete en ellas.

Nunca tienen plata

Siempre están diciendo que les hace falta plata para completar la plata del semestre de la universidad, para hacer la compra, para arreglarse el cabello y las uñas en la peluquería, para pagar un servicio público, el arriendo entre otras. Entonces acuden a la típica carita de perrito regañado y triste a donde el hombre que al mismo tiempo es el “marrano” para que la ayude a solucionar el problema. ‘Ay mira, es que tengo una necesidad y no me alcanza la quincena. Por fa, ¿me puedes ayudar? Ante este ‘tablazo’ ponte las pilas y  encienda las alarmas que te quieren pasar por “marrano”.

En Baranquilla y en la costa

Lo primero que pregunta es: ¿tienes carro o algo en qué movilizarte?

No se montan en mototaxi o en carros que no sean modelo  2015 en adelante. Si se las pilla de que el carro no es tuyo si no de tu papá o que te lo hay prestado un amigo, se ‘les acaba el encanto’ y te van sacando el cuerpo de una. ‘Ay no mira, no quiero tener compromisos por ahora. Mejor seamos amigos’, dicen con un rictus de haberse lanzado al vacío.

Desea regalos costosos

Si le quieres dar un regalo o una sorpresa, solamente puedes darles ropa de marca exclusiva y que sea bien caribe, como Studio F, Hermès, Chanel, Vuitton, Ferragamo, Versace, Prada, Fendi, Giorgio Armani y Ermenegildo Zegna, y debe ser comprada única y exclusivamente en el Villa Country, Buenavista o en el Viva, nada de ir a Tierra Santa.

Las mueleras en Barranquilla solo compran ropa de Studio F, Hermès, Chanel, Vuitton, Ferragamo, Versace, Prada, Fendi, Giorgio Armani y Ermenegildo Zegna
Imagen de ilustración

Selecciona los lugares más caros de la ciudad

Porque en sus amigas tienen que verla en Instagram en lugares de caché, esos que te cobran por respirar y poner los pies en el piso. Se toman fotos en el espejo del baño y hasta comiéndose el postre. ‘Para el feis. Mis amigas se van a morir de la envidia’, dicen con descaro.

Invita a sus amigas a ‘dar muela’…  Perdón, para que el novio pague

Siempre van a tener una o dos amigas, las cuales son las mejores amigas de ella en todo el mundo, después de su familia son en las personas en las que más confían, así que al “marrano también le toca gastarles para que ellas sean felices ya que son las que aprueba o desaprueban el romance. ‘Ay mira, mi amiga de toda la vida. Te quería conocer’, dicen, riéndose por dentro.

Te celan en Barranquilla

Son extremadamente celosas

Te hacer ver que son celosas, claro que por supuesto no quieren perderte o más bien no quieren perder a la gallina de los huevos de oro, así que cada media hora te escriben por WhatsApp para ver que estás haciendo.

¿Quién me cambia un billete de cincuenta mil?

Este es un viejo truco que debes tener muy en cuenta, esto lo utilizan para pagar el taxi o el Uber. ‘Después te los pago’, pero al final nunca te pagan.

No quiero comer nada: estoy a dieta

Sale con su combo de amigos, pero para pagar la cuenta hace al estilo “americano”, y suelta frasesita: ‘No voy a comer ni tomar nada. Estoy a dieta’. Pero de todos prueba y de todos come y no pone ni cinco.

Dale Compartir

Osvaldo Amarís Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.
×
Osvaldo Amarís Administrator
Sorry! The Author has not filled his profile.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR